Vocación y profesionalidad, confianza, respeto y responsabilidad son otros valores básicos en todo auxiliar de atención a domicilio.

La vocación es la inclinación o motivación que siente una persona a realizar una determinada tarea, desarrollar una forma de vida o desempeñar un trabajo. Cuando te dedicas a ayudar a otras personas, normalmente con alguna dificultad, la vocación es clave para que dicho trabajo se realice de la mejor manera posible.

La profesionalidad, por su parte, es la cualidad de la persona que ejerce su actividad con capacidad y aplicación relevantes; algo imprescindible en cualquier sector e incluso más en el caso de trabajar con personas con dificultades.

El auxiliar con verdadera vocación se esfuerza, se siente motivado, realizado y satisfecho con su trabajo de ayudar a quienes lo necesitan: personas en situación de dependencia, personas mayores o con alguna discapacidad. Al mismo tiempo, un auxiliar cualificado y formado en la materia incrementa su valor exponencialmente, ya que además de esa vocación suma conocimientos técnicos y experiencia a través de la cual ofrece a las personas a las que atiende lo mejor de sí mismo.

Desde la perspectiva de la persona atendida, está comprobado que cuando se siente bien atendida, se tienen en cuenta sus preferencias y necesidades, se encuentra bien cuidada y es respetada, su estado de salud y de ánimo mejoran notablemente. Esto, a su vez, es muy positivo para el auxiliar, que incrementa su motivación e incrementa su esfuerzo para continuar mejorando.

Esta retroalimentación entre el cuidador y la persona atendida es muy importante ya que contribuye a mejorar el desempeño del auxiliar y el bienestar de la persona atendida.

El respeto, la confianza, el compromiso y la responsabilidad, cobran todavía mayor peso cuando se trabaja al cuidado de personas en situación de dependencia o con alguna dificultad.

Si cumples con estas características y quieres encaminar tu carrera profesional a cuidar a los demás, en SoyHogar puedes encontrar tu hueco.

 

 

Compartir
Tweet about this on TwitterShare on Facebook0